Cargando

Ir a contenido


 


Nginx - Manejando el Servicio

En este tutorial veremos los pasos iniciales para manejar el servicio que levantemos con Nginx.


Escrito por el mar 30 2014 02:21 nginx


Una vez que tenemos nuestro servidor Nginx instalado correctamente, el paso siguiente que debemos seguir es poder controlar y administrar los servicios, para ello debemos poder tener acceso a la máquina donde lo hemos instalado, ya sea de forma física o de manera remota.

El Servicio Nginx

Al instalar Nginx su ubicación típica es /usr/local/nginx esto en sistemas Debian/Ubuntu, vamos a asumir esta ruta de ahora en adelante.

Para poder manejar y controlar algo primero debemos entender de qué se trata; primero debemos saber que existen dos tipos de aplicaciones, las que corren de forma visible y las que no.

Las que corren de forma visible son las que nos permiten a nosotros como usuarios verlas y actuar con ellas directamente como por ejemplo un procesador de textos.

Las aplicaciones que no corren de forma visible son las llamadas daemons o aplicaciones demonio, estás corren detrás de bastidores por decirlo de alguna forma, usualmente no podemos tener contacto con ellas de forma directa, un ejemplo puede ser el cron, la aplicación que nos permite ejecutar procesos programados.

Importante
Como muchos habrán inferido ya, Nginx es una aplicación daemon, ya que una vez que la iniciamos ella corre sin ser vista por el usuario y solo se manifiesta en el administrador de procesos.


Iniciar Nginx

Este es el paso más importante y uno de los más sencillos, para que nuestro servir empiece a funcionar solo debemos iniciarlo utilizando el comando:

/usr/local/nginx

Con esto ya nuestro servidor debe iniciar, de lo contrario nos mostrará el error, pero si no obtenemos mensaje es que todo salió de forma correcta.

Argumentos en línea de comando

Nginx nos permite incluir argumentos en la línea de comandos al momento de llamar al servicio, con ello logramos activar características o realizar alguna actividad en particular, para saber el listado podemos utilizar el comando nginx -h y podremos ver algo similar a la imagen siguiente:


Vamos ahora a enfocarnos en controlar la aplicación, para ello utilizaremos el parámetro -s según lo que lo acompañe podremos realizar diferentes acciones veamos que tenemos disponible:

nginx -s stop
Detiene la aplicación inmediatamente sin importar lo que esté ejecutándose en ese momento.


nginx -s quit
Hace una detención del servicio de forma gracefully, es decir, que detiene el servicio y hace que los procesos finalicen para detenerse completamente.


nginx -s reopen
Hace una nueva apertura de los archivos de Log.


nginx -s reload
Recarga al momento nuevamente la configuración del servicio.


Importante
Es importante mencionar que cuando estamos realizando cualquiera de estas acciones con el servicio Nginx, primero se va a verificar el archivo de configuración, en caso que este contenga algún error la ejecución los diferentes comandos resultara en un error, esto sucede inclusive si estamos deteniendo totalmente el servicio, por lo que para poder detener el servicio debemos tener un archivo de configuración válido.


Si no podemos corregir el archivo de configuración y necesitamos urgentemente finalizar el servicio podemos utilizar killall como último recurso:

killall nginx

Finalizando este tutorial ya podemos tener un control básico sobre nuestro servicio Nginx así como saber qué comandos utilizar para controlar la misma.
¿Te ha gustado y ayudado este Tutorial?
Puedes premiar al autor pulsando este botón para darle un punto positivo
10
VOTA
5
100%
4
0%
3
0%
2
0%
1
0%

  Información

  •   Publicado mar 30 2014 02:21
  •   Actualizado abr 02 2014 08:16
  •   Visitas 569
  •   Nivel
    Avanzado



Tutoriales Relacionados


Sin comentarios, sé el primero!

No esperes más y entra en Solvetic
Deja tus comentarios y aprovecha las ventajas de la cuenta de usuario ¡Únete!
Demuestra que eres experto!
  ESCRIBIR TUTORIAL
Suscribirse