Cargando

Ir a contenido


8
5 votos
5
20%
4
60%
3
20%
2
0%
1
0%

Chromebit: El tamaño sí importa


Chromebit: El tamaño sí importa

Asus da un paso adelante en lo que muchos consideran el nuevo nivel de la portabilidad: los micro desktops o computer sticks. En este caso el invento se encarna en un pequeño pincho usb que dota a cualquier pantalla disponible y compatible con HDMI, con las prestaciones y herramientas básicas de un portátil de bajo coste.

 

Hay que decirlo con claridad para no caer en las prácticas de la publicidad engañosa: el Chromebit no va a convertir a una pantalla compatible con HDMI en un ordenador de alta gama que ejecute Photoshop y juegos de última generación. De hecho no soporta la instalación de programas o de aplicaciones, pero sí que dota al televisor con la capacidad de ser una eficiente estación de navegación web, trabajo en ofimática y envío de mensajes.

 

 

Por un tercio del precio de un portátil básico este dispositivo basado en el sistema operativo de Google cumple las funciones más elementales de navegar en la web: desde hacer búsquedas hasta el envío de email.

 

En esencia este dispositivo se ve como una enorme memoria USB, y requiere de energía constante (pues carece de batería) y de un monitor con puerto USB compatible con HDMI para su uso, además de un mouse y de un teclado. Como los televisores sólo suelen incluir un puerto USB quizá la mejor opción sea usar un teclado y un mouse Bluetooth.

 

Software


El Chromebit es un dispositivo diseñado para trabajar en la nube. Usa exclusivamente el sistema operativo Chrome de Google, y lo usa para las búsquedas, visitas a sitios y uso de ofimática en el navegador de Google Chrome. Su idea esencial es que todo documento que se trabaje con él sea almacenado en la nube, si bien cuenta con una pequeña memoria de 16GB para guardar música e imágenes.

 

¿Por qué confiar en un sistema con más limitaciones, incluso, que el de un smartphone? Asus argumenta que se trata de una tendencia que será cada vez más recurrente en el futuro. Los programas complejos e incluso los sistemas operativos serán obsoletos ante un mercado que permite trabajar online en las Office apps, que permite guardar documentos en Google Drive, que ofrece streaming de vídeo por Netflix… todos ellos con interfaz compatible con Chrome y operativos sin la instalación de programa alguno.

 

Sobre estas expectativas de futuro no le falta razón a la compañía.

 

 

Rendimiento


Este Chromebit llega animado por el procesador ARM CPU de Rockchip, que resuelve las necesidades básicas de navegación y ejecución de herramientas. Sin embargo hay que aclarar que no hace nada más. Si el usuario puede sobrevivir con la navegación básica y algunas herramientas sencillas, esta es su mejor selección.

 

Y es que el Chormebit tiene una configuración nada despreciable: Un procesador Rockchip RK3288-C a 1.8GHz, 2GB de memoria RAM LPDDR3, 16GB de almacenaje eMMC, conectividad 802.11ac y Bluetooth 4.0, con un sistema operativo Chrome OS.

 

El usuario tiene que hacerse a la idea de que necesita un monitor, un teclado y un mouse, y que no podrá instalará ningún programa o aplicación por sencillo que sea.

 

Diseño


Hay poco que decir sobre el diseño de este stick, pero su cuerpo negro mate, sus bordes redondeados, y su tamaño son más atractivos que el de otros dispositivos similares con menos funciones como el Compute Stick o el Amazon TV.

 

El conector HDMI del Chromebit se complementa con un cable que facilita su conectividad. Al parecer en algún momento Asus consideró hacer a este conector rotatorio, pero el diseño fue desechado, lo que sin duda es una lástima pues habría resuelto algunos problemas al conectar el dispositivo a la pantalla.

 

 

Uno de los aspectos que ha hecho perder fuelle a este dispositivo es que necesita de una fuente de poder con conector de ladrillo, lo que aumenta su peso y limita su portabilidad (su verdadera razón de ser). El hecho de que sólo tenga capacidad de almacenaje de 16GB también es un punto en su contra, pues no tiene ranura para memoria microSD para expandir su memoria.

 

El problema es que con este cargador y adherido al televisor por el conector HDMI, el Chromebit requiere de adhesivos para no venirse bajo (incluidos en su empaque), y la verdad es que el conjunto no se ve ni ligero ni atractivo.

 

Rendimiento


Gracias al rendimiento del procesador Rockchip RK3288-C hay que decir que el Chromebit se puede conectar a un televisor y funcionar de maravilla con la navegación web, al punto de que el usuario se va a olvidar de que está ahí.

 

El streaming de vídeo al lado de una docena de pestañas del navegador funciona sin problemas ni parpadeos. Soporta bien el trabajo con el procesador de palabras y editores de imagen básicos online, así como el envío de correo.

 

Las pruebas han demostrado que funciona mucho mejor que el Compute Stick de Intel, y que mientras ese dispositivo requiere mucho tiempo, incluso para las tareas más sencillas, el de Asus es consistente y funciona sin problemas dentro de sus márgenes posibles.

 

 

Nuestro veredicto
El Chromebit es un consistente servicio de ordenador sin ordenador, fácilmente transportable, de sencillo y eficaz funcionamiento, que puede salvar a quien necesita una alternativa económica a un ordenador cuando sale de viaje o para usuarios que pasan de ordenadores y teléfonos, pero que quieren navegar por Internet.

 

Sus funciones básicas cubren lo vital (web surfing, mensajería, ofimática…) y cuenta con una memoria para guardar y transportar datos.

 

Su problema es que resulta un tanto complejo de operar, pues requiere de teclado y mouse, de un monitor compatible y de una fuente de energía aparatosa y pesada.

 

Dividido entre su ligereza y estos periféricos, el Chromebit enfrenta una crisis de personalidad, y nos tememos que es más un atractivo capricho que una utilidad realmente necesaria.

 


ÚLTIMAS REVIEWS DE Smartphones & Tablets

Rate this Product


3 Opiniones


Fede Robles
ene 21 2016 12:13

Para tareas basicas o tareas de profesionales que no ocupan gran cosa en el hardware es una buena elección. Por algo se empieza y la verdad que tiene muy buena pinta. Sobre todo en paises donde no haya mucho dinero.

 

Los que quieran portabilidad menos peso que esto, es imposible jeje


Ruben Gandia
ene 21 2016 20:28

Este es el futuro. Fijaros como los ordenadores potentes nos caben en una tablet (surface pro), el siguiente paso que me imagino y veo es que podamos tener un MEGA dispositivo de tamaño como ahora los smartphones, que no solo son eso, sino que también sean ordenadores, que al colocarlos en la mesa del trabajo o de casa se conecten al monitor teclado etc. y poder tener TODO en uno.

 

Este ordenador es el inicio de lo que viene señores ;)

Ya se puede usar hasta moviles como ordenador, esto es lo que nos espera, compactos ordenadores que al tamaño de un disco USB en un futuro sean buenos para poder trabajar bien. Por lo menos es lo que yo quiero haha


Suscribirse