Cargando

Ir a contenido


El botón de Amazon llega al rescate

Barack Obama un día antes de que Donald Trump se convirtiese contra todo pronóstico en presidente de Estados Unidos, declaró: “Pase lo que pase en las elecciones, el sol volverá a salir” . Y sí, el sol volverá a salir y Amazon pondrá su granito de arena en forma de botón.

Síguenos!

Comentarios Recientes



Y es que por fin ha desembarcado en España el llamativo Dash Button, un dispositivo con conectividad a wifi que permitirá a los usuarios Premium pedir sus productos favoritos a golpe de clic y recibirlos en un plazo de 24 horas. Se acabaron los tiempos donde saltaban todas las alertas hogareñas cuando se agotaba el rollo de papel higiénico. Ahora podremos sentirnos más seguros accionando un simple botón.

 

¿Cómo podremos utilizarlo?

Como suele ser costumbre en cada lanzamiento de Amazon, la sencillez y la funcionalidad han sido ingredientes básicos en la receta en la que se han basado los creadores del Dash Button. Concretamente, Amazon utiliza tres términos para describir y potenciar el uso de su lanzamiento: ‘Sencillo’, ‘Práctico’ y ‘Gratis’. A falta de recorrido en nuestro mercado y una review de uso en profundidad, la configuración y uso del botón de Amazon parece sencillo.

 

Daniel Rausch, director de Amazon Dash añade otro elemento en la ecuación, la comodidad: “nuestro dispositivo te permite comprar de forma cómoda desde cualquier lugar de nuestro hogar. A todos nos ha pasado que nos damos cuenta de que nos falta un producto justo cuando más lo necesitamos y eso es frustrante”.

 

Primera pregunta, ¿cómo podemos configurar el dispositivo para que cada vez que se accione recibamos el producto en nuestra casa? El Dash Button se controla a través de la aplicación móvil de Amazon (Android o iOS) y funcionará siempre que en la ubicación donde se instale el dispositivo exista conexión wifi.

 

Segunda pregunta, ¿qué tengo hacer para realizar un pedido? Lo primero que hay que tener en cuenta es que cada botón que adquiramos estará asociado a una gama de productos. ¿Esto qué implicaciones tiene? Durante el proceso de configuración tendremos que elegir los productos concretos que queremos adquirir (indicaremos marca, atributos, tamaño, etc). Configuración finalizada, dispositivo ubicado en una zona estratégica (se pueden pegar en la pared)… Ya estamos preparados para apretar el botón. Si el pedido se realiza correctamente se encenderá una luz verde y si ocurre cualquier imprevisto, el dispositivo se iluminará en rojo.

 

¿Y qué sucede si se acciona el dispositivo involuntariamente? No entremos en pánico, ya bastante inquietos estamos con el terremoto Trump. Cuando el botón esté instalado el usuario tendrá la posibilidad de recibir una notificación en su dispositivo móvil cada vez que se realiza un pedido. Además, el botón de Amazon posee una funcionalidad de protección de pedidos que evita que se realicen nuevos pedidos hasta que se haya recibido el anterior, indistintamente de las veces que se haya pulsado el pequeño dispositivo.

 

 

¿Qué tipo de productos se podrán comprar?

En España de momento una veintena de empresas han querido ser las primeras caras visibles del recién lanzamiento del imperio Amazon. Los usuarios Premium podrán acceder de forma sencilla a productos de marcas como Fairy, Hero, Vileda, Kleenex, Scottex, Pompadour, Dodot, Ariel o L'Orèal. Podemos clasificar todas ellas en cuatros grandes bloques de compra: Higiene, Alimentación, Hogar y Ocio.

 

España: apuesta y reto

El dispositivo ya se encuentra en uso en países como Estados Unidos (se lanzó hace 18 meses), Austria, Alemania o Reino Unido. De momento Amazon pisa fuerte en España, ya que de primeras ofrece al usuario más marcas de las que ofertó en su día en Estados Unidos. Y es que según Amazon, los clientes Premium en España “han crecido más de un 100% en el último año”.
Como referencia, en el mercado norteamericano (su gran foco) va todo sobre ruedas: las compras a través del Dush Button se han multiplicado por cinco en el último año y ya hay marcas que reciben la mitad de sus pedidos en su plataforma a través del dispositivo.

 

Uno de los grandes retos que se debe de marcar la empresa norteamericana es el tiempo. De momento se compromete a servir el pedido en un plazo de 24 horas, ya que solo podrán acceder al dispositivo miembros Premium. Aunque no está confirmado, ya existen rumores fundados sobre el futuro inmediato del Botón, asociándolo al servicio a Amazon Prime Now. Algo lógico si pensamos que ciertos productos pueden ser necesitados con mayor urgencia, especialmente maquillaje, preservativos o papel higiénico.

 

Botones para todos los bolsillos

El precio de salida de cada botón será de 4,99 €, coste que se descontará en la primera compra realizada. De momento Amazon no ha confirmado si nos encontramos ante una promoción de lanzamiento, si mantendrá la gratuidad para usuarios Premium o si fijará un precio por cada botón.

 

 

Dispositivos con capacidad de decisión

Uno de los mayores dilemas y temores a los que se ha enfrentado la humanidad como especie es la de dotar de autonomía y conciencia a la tecnología. Skynet, ¿os suena de algo?

 

Pues parece que el temor se transforma en oportunidad para la empresa fundada por Jeff Bezos. Paralelamente al lanzamiento de Dash Button, Amazon lanza en España Amazon Dash Replenishment, un sistema que nos permitirá automatizar el proceso de compra de determinados productos (tinta de impresora o detergente) a través de las propias herramientas.

 

¿Os habéis perdido? Cuando los propios electrodomésticos o gadgets detecten que su materia prima se agota realizarán un pedido en nuestro nombre. Aunque ya hay fabricantes como Beko, Bosch, Siemens o Samsung que están trabajando en la integración con este servicio, la API con la que funciona está abierta para cualquier desarrollador en su web.

 

Lo único claro es que tras la desaparición de Steve Jobs, Amazon recoge el testigo de transformar los hábitos de uso y compra de los usuarios. Aunque todavía tendremos que esperar para ver cuál es el recorrido de ambos lanzamientos, ya se puede afirmar que nos encontramos antes dos herramientas que transforman el ecosistema de compra que todos conocemos. ¿Adiós supermercados?, ¿se acabaron las listas, las colas o los pagos en metálico?

 

No, esto no es un guión de un capítulo de Black Mirror o Westworld. Y sí, Donald Trump es presidente de Estados Unidos, y sí, el sol volverá a salir mañana. Y es que las penas, a golpe de clic, siempre son menos penas.

 


TE PUEDE INTERESAR

ÚLTIMAS NOTICIAS


3 Comentarios

Miedo me da ver tanta conexión en nuestros hogares pero bueno, todo será irnos acostumbrando. Buen artículo Vicente. saludos.


Luis Montes
nov 13 2016 02:41
Hay que acostumbrarse. En unos años nos parecerá de los mas normal.

Me parece buen intento de Amazon de coronar esa zona general de usuarios.

Lucas Carrero
nov 13 2016 19:25

Miedo me da ver tanta conexión en nuestros hogares pero bueno, todo será irnos acostumbrando. Buen artículo Vicente. saludos.

 

Eso pensarían nuestros padres de nosotros, nos toca ir pensando en lo que les espera a nuestros hijos. Internet es el dios de las cosas y tenemos una dependencia enorme.

 

Si nos lanzaran una bomba electro magnética dejandonos sin internet sería de risa esta sociedad.

 

Voviendo a lo del articulo, yo también lo veo útil y seguro que lo empezaremos a usar mucho, en EEUU esto no es nuevo. A ver que acogida tiene...

No esperes más y entra en Solvetic
Deja tus comentarios y aprovecha las ventajas de la cuenta de usuario ¡Únete!
Suscribirse